(0341) 4483362 / 4483882 comunicacion@kehilarosario.org.ar

Conjuntamente entre los Departamentos de Culto y Acción Social, se organizó una actividad especial en la cual los chicos y chicas que están próximos a celebrar su bar/bat mitzvá llevaron adelante una acción solidaria.

El grupo de Talmud Torá, un grupo de madres y padres, acompañados por nuestro rabino Pablo Iugt junto a Silvana Scyzoryk, Lara Mularz y Soledad Cena, visitaron el Comedor comunitario y centro cultural «Dorita». Se trata de una organización social que brinda asistencia alimentaria a 100 familias de la zona norte de nuestra ciudad. Es un espacio autogestionado que además brinda merienda y apoyo escolar a niños y niñas de 3 a 15 años de edad.

Gracias a la colaboración de todos en la colecta «cocinando solidaridad», pudimos llevar alimentos no perecederos, juguetes y ropa. Estos elementos responden directamente a las necesidades del comedor que sólo se sostiene con donaciones de particulares. Compartimos una tarde de juegos y una merienda que los bnei y bnot mitzvá prepararon demostrando gran predisposición y entusiasmo con la propuesta. Agradecemos a quienes llevan adelante el Comedor «Dorita» por la calidez y amabilidad con la que nos recibieron.

Celebramos que los jóvenes de nuestra comunidad participen de acciones que elevan nuestros valores de tzedaká y maasim tovim. Compartimos algunos testimonios de lo que significó esta experiencia.

«Como mamá del grupo de bnei y bnot mitzvá, pienso que haber acompañado a nuestros hijos al comedor comunitario fue muy enriquecedor. Fue una excelente experiencia para los chicos, porque además de ayudar al prójimo estuvieron en contacto con otras realidades que viven diariamente niños de su misma edad.»

«Estoy más que agradecida por la iniciativa y por la posibilidad de participar».

«Compartir este tipo de actividades con mi hijo me motivan mucho, en especial en lo que aporta como transmisión de valores».

«Volví a mi casa muy movilizada y me gustaría continuar aportando de alguna manera. Lo conversamos en familia, es muy importante».

«Es un lindo proyecto para que pueda tener una continuidad. Fue sumamente gratificante».

«Me di cuenta que no hace falta tener mucho tiempo para poder ayudar. Además a veces la gente piensa que es aburrido y pesado ir a ayudar y en realidad la pasas bien».

«Me gustó mucho jugar y compartir tiempo con otros chicos. Sentí una experiencia muy linda».

«Me gustó mucho ir, nos trataron re bien. Me parece que es una experiencia que deberíamos hacer todos, solamente por una cuestión de ayudar y de poder ponernos en el lugar del otro».